Siguenos en:
Miércoles
 19 de Septiembre de 2018
Editorial
Editorial
Con la salud, ¿sí se juega?
Viernes,  7 de Septiembre, 2018
Con-la-salud,-¿si-se-juega?

El presidente Morales promete hacer en unos meses lo que no hizo en 12 años en el campo de la salud.

Nos referimos al anuncio de crear el seguro universal gratuito, lo que equivale a llevar a un cacharro destartalado a correr una competencia de Fórmula 1.

El “callambeque” llamado sistema público de salud que tenemos, adolece de múltiples dolencias, pues no se trata de la falta de hospitales como comúnmente se menciona y como el Gobierno trata de mostrar. Tal vez con los que hay alcanza, pero el drama es que los centros de salud existentes están mal equipados, no hay camas suficientes, algunos no cuentan ni con oxígeno y en el plano de los recursos humanos la situación es aún más calamitosa. La gran noticia que nos propone el primer mandatario es poner como nuevo este cachivache con apenas 200 millones de dólares, cuando los cálculos más conservadores hablan de una cifra 15 veces superior para alcanzar niveles más o menos aceptables.

Es curioso que el régimen pretenda hacer proselitismo con la salud, cuando jamás lo quiso hacer. Ellos son expertos en este campo y saben mejor que nadie que con la salud no se gana votos, que es mejor darle con todo a las canchas de fútbol, los coliseos, museos, palacios y tantas otras banalidades en las que se ha gastado el dinero del país en este tiempo. Si hubiera querido cambiar la salud, hubiese bastado con llevar agua potable y servicios higiénicos a todos los puntos del país, porque sabemos que la mayor parte de las enfermedades en Bolivia son causadas por la falta de higiene. Pero eso es aún más improductivo en términos electorales, tal como se lo puede comprobar en un famoso video viral en el que un periodista español le cuestiona al presidente Morales la construcción de un costoso coliseo en una comunidad que consume agua de noria.

Por eso mismo es que el Gobierno central no hizo más que “tirarle la pelota” de la salud a las gobernaciones y los municipios. Delegó sus competencias de manera ilegal y abusiva, sin transferir recursos. Por eso es que jamás aceptó la propuesta de elevar el presupuesto del sector al 10 por ciento; por eso se estrelló todo el tiempo contra los médicos y ha mantenido en un conflicto permanente con los trabajadores que exigen mejores condiciones en los hospitales; por eso es que en los últimos años han surgido como nunca epidemias peligrosas como la de la rabia canina, el dengue y el sika (entre otras) y los indicadores de la mortalidad infantil, la desnutrición y otras enfermedades siguen entre los más altos del continente.

Lamentablemente vivimos en un país en el que la gente tiene demasiadas necesidades elementales como para considerar la salud como una de sus prioridades y precisamente por esa razón es que el anuncio del seguro universal no va dirigido a las clases populares sino a los estratos medios y altos, que afortunadamente saben que en este mundo no existe nada gratis y que cualquier servicio, por más deficiente que sea, tendrá que pagarlo la escasa franja de la población (30 por ciento exagerando) que paga impuestos y que contribuye para que los gobernantes hagan demagogia.

Es curioso que el régimen pretenda hacer proselitismo con la salud, cuando jamás lo quiso hacer. Ellos son expertos en este campo y saben mejor que nadie que con la salud no se gana votos.

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día