Siguenos en:
Domingo
 20 de Octubre de 2019
El dia te recomienda
Un taxista es acusado de intentar violar a pasajera
La víctima denunció que en el trayecto cambió de rumbo y la condujo hasta una zona oscura donde le apuntó con un arma e intentó violarla.
Viernes,  10 de Septiembre, 2010
Un-taxista-es-acusado-de-intentar-violar-a-pasajera

Una pasajera de 21 años se salvó de ser violada a manos de un chofer de radiomóvil que la condujo por la fuerza hasta una zona oscura del barrio Rancho Nuevo. La mujer tomó el taxi en la calle 9 del barrio Virgen de Luján ayer por la madrugada (3.00) luego de atender su bar karaoke y le pidió que la trasladara hasta la calle 1 de la misma zona donde viven sus padres.
En el trayecto el conductor hizo un viraje hacia otra dirección ante el asombro de la víctima que increpó al chofer advirtiéndole que esa no era la dirección correcta, sin embargo, éste le hizo conocer en tono amenazante que se trataba de un asalto y que no se resistiera porque sino la mataba.
“Le supliqué que no me haga daño y le entregué dinero en valor de 100 dólares que había recaudado de la atención del karaoke. Fue entonces que me miró a la cara y me dijo que me conocía y quería violarme”, relató la mujer que se identificó como Elena Noelia H. G.

la amenazó con arma. Mientras su víctima suplicaba que no le hiciera daño, éste sacó un arma de fuego debajo de su asiento y se lo colocó en la cabeza para obligarla a quitarse la ropa.
En ese momento un taxista del mismo radiomóvil, que transitaba de  casualidad con una pasajera, se acercó hasta el lugar al encontrarse con la vagoneta Toyota Corolla azul placa 1491-DLB estacionada sin luces en una zona oscura.
El casual encuentro fue aprovechado por la víctima que se lanzó del interior del taxi a pedir auxilio haciendo conocer que el chofer la intentaba violar.
“Como eran colegas no quería meterse a nada y fue su pasajera quien le dijo que me ayudara mientras el agresor  escapó”, indicó.
El sospechoso identificado por la Policía como Marco Antonio M. fue aprehendido horas más tarde en su domicilio del barrio Las Cabañas. Este a su vez, negó haberla levantado como pasajera y dijo que a esa hora se encontraba durmiendo junto a su familia. “No conozco a la mujer, creo que es una confusión”, alegó entre rejas en la estación policial de la Pampa de la Isla.
De ser probada la denuncia el chofer corre el riesgo de sufrir la inhabilitación de por vida de su Tarjeta de Identificación al Conductor que impulsa Tránsito para registrar a todos los choferes de taxis.