Siguenos en:
Martes
 25 de Septiembre de 2018
Santa Cruz
Enfrenta un juicio con la familia de su esposo
Madre clama 'justicia' por tener a su hijo
Regresó de España y no quieren entregarle al menor.
Viernes,  15 de Abril, 2011
Madre-clama--justicia--por-tener-a-su-hijo

La mujer quedó viuda cuando su bebé tenía 9 meses.  Dos años después, los familiares de su esposo la convencieron que se ausentara a España por el bienestar de José Fernando P.A., que ahora tiene 7 años, relató Marisol Arancibia Fernández con voz entrecortada.

La joven madre de 29 años cuenta que durante el tiempo que se mantuvo en España, la relación con su cuñado Hugo Pérez Rodríguez, a quien dejó encargado a su pequeño, era amigable pues, sagradamente enviaba giros de dinero suficientes para que su hijo pueda subsistir y que no le faltara nada. "Yo mandaba sagrado 155 dólares para su comida, ropa y si me pedían más dinero les enviaba", explicó la mujer.

Juicio por la tutela. El 20 de julio de 2010 el diálogo entre ambos se rompió cuando Marisol Arancibia se enteró que Hugo Pérez solicitó la guarda de su hijo ante el juez Octavio Rosales porque ella le había comentado que retornaba a Bolivia para hacer los trámites de José Fernando para llevarlo a España. "Como él no trabaja, quiere que les siga enviando dinero. Yo lo único que busco es tener a mi hijo a mi lado porque soy su madre y no se imaginan cuánto lo extraño", clamó.
Falló a su favor.  En el proceso instaurado contra su cuñado a fin de recuperar los derechos de su hijo, el juez dictó un fallo a favor de Marisol para que el niño retorne bajo su cobijo. Sin embargo, esta determinación judicial hasta ahora no ha sido cumplida por el tío del menor quien apeló la decisión a la ciudad de Sucre donde darán la última resolución al conflicto.

Prohibición. Marisol Arancibia denunció a los familiares de su esposo (†) que en varias ocasiones llegaron a agredirla físicamente cuando intentó visitar a su hijo. "Han puesto a mi hijo en contra mía, ya que ni siquiera me quiere decir mamá sino Marisol", lamentó.

La última agresión fue presenciada por los medios de comunicación y ocurrió el pasado 22 de febrero de 2011 para el cumpleaños de su primogénito cuando la mujer fue mechoneada e insultada en la calle Guayaramerín de la avenida Virgen de Cotoca, donde el menor vive. Incluso en una oportunidad afirma la mujer que su hijo al parecer fue golpeado porque tenía un ojo morado.

Del caso ya ha tomado conocimiento la Defensoría de la Niñez que ha destinado un equipo de abogadas para que intervenga. La mujer será representada por el consorcio de Carlos Subirana.

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día