Siguenos en:
Domingo
 8 de Diciembre de 2019
Santa Cruz
Fueron las palabras del Papa en Palmasola
'El que está ante ustedes es un hombre perdonado'
Historias. Los privados de libertad dieron su testimonio al Vicario de Cristo, que dijo conocer la realidad en la que viven.
Sábado,  11 de Julio, 2015
-El-que-esta-ante-ustedes-es-un-hombre-perdonado-
Ref. Fotografia: Visita. Su Santidad pidió conocer el penal de Palmasola y dijo a los reclusos que no podía irse sin visitarlos.

El papa Francisco visitó ayer el penal de Palmasola, donde escuchó de parte de los privados de libertad los problemas que atraviesan, principalmente la retardación de justicia, lo que el obispo responsable del régimen penitenciario -monseñor Jesús Juárez- calificó como un "escándalo". Su Santidad dijo conocer muy bien los problemas del sistema penitenciario boliviano y durante el discurso emitido en la cancha de fútbol del régimen abierto, les pidió ayudarse mutuamente para conseguir el perdón. En ese sentido, les recordó que él también comete errores y que es un hombre perdonado.

Duras críticas al sistema carcelario. El acto comenzó a las 10:00 de la mañana aproximadamente, el Santo Padre ingresó con fuerte resguardo de seguridad hasta la cancha de fútbol del sector PC4, conocido como régimen abierto, donde los organizadores y los reclusos prepararon un altar. Bergoglio entró en un vehículo pequeño y los últimos metros a pie, antes de subir al altar. Besó a muchos niños en su recorrido y extendió la mano a las personas que se apegaron a saludarlo. La ceremonia se desarrolló en un marco de tranquilidad, tal como se había previsto.  

El Papa dijo conocer su realidad Luego de escuchar tres testimonios, el Papa se dirigió a los internos de la siguiente manera: "¿Quién está ante ustedes? Podrían preguntarse. Me gustaría responderles la pregunta con una certeza de mi vida, con una certeza que me ha marcado para siempre. El que está ante ustedes es un hombre perdonado. Un hombre que fue y es salvado de sus muchos pecados. Y así es como me presento. No tengo mucho más para darles u ofrecerles, pero lo que tengo y lo que amo, sí quiero dárselos, sí quiero compartirlo: es Jesús, Jesucristo, la misericordia del Padre que vino a mostrarnos, a hacer visible el amor que Dios tiene por nosotros", dijo.

El Pontífice recordó a los reos que los discípulos de Jesús también fueron privados de libertad; "Pedro y Pablo, discípulos de Jesús, también estuvieron presos. También fueron privados de la libertad. En esta circunstancia hubo algo que los sostuvo, algo que nos los dejó caer en la desesperación, que no los dejó caer en la oscuridad que puede brotar del sin sentido. Fue la oración, fue orar. Oración personal y comunitaria. Ellos rezaron y por ellos rezaban. Dos movimientos, dos acciones que generan entre sí una red que sostiene la vida y la esperanza. Nos sostiene de la desesperanza y nos estimula a seguir caminando. Una red que va sosteniendo la vida, la de ustedes y la de sus familias. Tú hablabas de tu madre, la oración de las madres, la oración de las esposas, la oración de los hijos, eso es una red que va llevando adelante la vida", agregó.

Monseñor Juárez
Develó las falencias del sistema carcelario de todo Bolivia

Monseñor Jesús Juárez, obispo responsable de la pastoral penitenciaria, dijo "Santo Padre, debemos decirte que tenemos una Iglesia comprometida, que es un escándalo en Bolivia la retardación de la justicia que hace que el 84 por ciento de las personas privadas de libertad no cuente con una sentencia ejecutoriada", puntualizó Juárez. "El hacinamiento supera el 33 por ciento, entre otros hechos que mellan la dignidad humana y coloca el cuestionamiento de los fines de la justicia y del régimen penitenciario, a lejos de condenar culpable o inocente", agregó en su intervención.