Siguenos en:
Sábado
 21 de Septiembre de 2019
Internacional
Cinco ?palomillos? casi fueron quemados vivos
El veredicto colectivo del municipio de Viloma esta vez los perdon?, pero los supuestos delincuentes quedaron amenazados si reinciden en robos.
Viernes,  3 de Abril, 2009
Cinco menores de entre ocho y trece años estuvieron a punto del linchamiento y la inmolación luego de ser sorprendidos en robo flagrante en la comunidad de Viloma, distante a 25 km de la ciudad de Cochabamba, a su vez a 400 km de La Paz, informó ayer la Policía local.
El comandante Carlos Quiroga, informó que la tarde del miércoles cinco menores, dos de ellos de 8 años, otros tantos de 12 y uno de 13 fueron sorprendidos en el interior del domicilio de un comunitario en Viloma, de donde habían sustraído una bicicleta, artefactos eléctricos y un teléfono celular.
Al ser sorprendidos, los menores pusieron pies en polvorosa, unos por el río y otros hacia un cerro, pero los lugareños lograron aprehenderlos.
En los petates de los menores, los eventuales captores encontraron destornilladores, ganzúas y herramientas varias.
Cuando, después de reducidos, fueron conducidos a la comunidad, los menores, maniatados, quedaron a merced del veredicto colectivo que, luego de recubiertos con ramas secas en medio de amenazas de prenderles fuego, se pronunció por un indulto “por última vez”, dijo un vocero de Viloma.
“Hoy los hemos perdonado, la próxima les metemos fuego”, advirtió el hombre en declaraciones a los periodistas.
En entrevista con un medio televisivo en Quillacollo, Prudencio Castellón, comunario de Viloma, dijo que “ésta es la segunda vez que nos vienen a robarnos. Así sean niños o jóvenes la próxima vez los vamos a linchar, esta vez les estamos perdonando la vida, más que todo porque son niños, hemos querido asustarlos, aunque algunos estaban decididos a lincharlos”.
“La idea era escarmentarlos para que nunca más vuelvan a robar o al menos que no vuelvan al lugar”, agregó en tono ríspido.
La Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen de Quillacollo llegó a Viloma y pudo rescatar a los “palomillos”, como se conoce a estos embriones de criminales, sin siquiera magulladuras, informó el comandante Óscar Zamorano.
El jefe policial intercedió por los menores luego remitidos a la Defensoría del Menor en Quillacollo. Los comunitarios, desconfiados, fueron hasta el lugar para cerciorarse que sean entregados a las autoridades como se comprometió el jefe policial / ABI
Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día