Siguenos en:
Miércoles
 13 de Noviembre de 2019
Economía
Punto de vista
Definiendo las organizaciones del futuro
Martes,  26 de Marzo, 2019
Definiendo-las--organizaciones-del-futuro

Si me hubieran dicho, diez años atrás, que los mayores generadores de contenido web en la actualidad serían los usuarios, no lo habría creído. A través de blogs, redes sociales y reseñas de productos, entre otros, las personas llenan internet de información transformando las posibilidades futuras de las organizaciones.

Ya no son las empresas quienes controlan esta era de la información. Hoy en día, los clientes tienen la posibilidad de exigir que se les trate de manera individual y no como un grupo. Esto se convierte en una paradoja, ya que dentro de este grupo masivo de personas la individualidad se convierte en algo importante.

Cada cliente tiene la capacidad de definir cómo serán las organizaciones a las que pertenece, a través de sus gustos, necesidades y comportamientos. Este concepto empodera a la persona, retribuyendo su contribución a los sitios web, comentando y subiendo contenido digital.

Sea en línea o fuera de ella, todo lo que tiene relación con los individuos afecta a las organizaciones, que pasaron a una etapa donde las decisiones son tomadas en base al análisis de los datos entregados por las elecciones de sus usuarios. Lo interesante es que las mismas personas que trabajan en estas organizaciones, al mismo tiempo, son clientes que entregan información.

A pesar de que como seres humanos tendemos a hacer las cosas de una sola forma, un cambio en el hábito es algo que puede ser entrenado. Si las organizaciones logran aplicar esto a la analítica de sus datos, podrán visualizar cómo los algoritmos permiten realizar el trabajo de siempre de una manera diferente y así definir un nuevo futuro para la organización.

Para esto es necesario educar a las organizaciones a pensar de manera diferente, repensar los riesgos y aprender cuándo tomar decisiones. Por otro lado, los clientes también deben hacer su parte descubriendo y entendiendo su habilidad para decidir qué es lo que viene para ellos, siendo clave que las empresas les den el poder de definir el futuro de su organización, creando su futuro en el presente.

Debido a la época en la que vivimos, las cosas avanzan cada día más rápido y de una manera interconectada, por lo que los modelos de trabajo de siempre necesitan ver un cambio. Ahora son los usuarios quienes deben definir cómo trabajar y cómo medir resultados, acelerando el desarrollo del conocimiento de esta era, a través de los datos que entregan a diferentes organizaciones de variadas industrias.

Las personas tienen el poder de definir el futuro de las organizaciones a las que pertenecen, solo deben definir el cómo.

 

Marcelo Sukni/América Economía Country Manager de SAS Chile