Siguenos en:
Miércoles
 21 de Octubre de 2020
Santa Cruz de La Sierra www.booked.net
+23°C
Parcialmente soleado
Deportes
Enfoque Internacional
¿Quién puede vencer a Obama?
Sábado,  23 de Julio, 2011

Siete meses antes de Iowa, estado donde comienzan las primarias, los republicanos en carrera buscan presentarse como los candidatos que más reducirán el déficit, mantendrán los impuestos bajos, y que desandarán la reforma de salud aprobada por la mayoría demócrata el año pasado. ¿Pero podrá alguno vencer al presidente Obama?

La paradoja, y el desafío, es que en un partido republicano que se ha inclinado hacia la derecha en los últimos años, los candidatos tienen que mostrarse más conservadores que el resto para ganar la primaria, pero sin distanciarse demasiado de los votantes independientes y más moderados, fundamentales para ganar cualquier elección general.

Mientras que el ex gobernador de Massachusetts, Mitt Romney, sigue siendo el favorito en las encuestas, la congresista de Minnesota, Michele Bachmann, se le ha acercado mucho luego de su exitosa participación en el último debate televisivo. Tim Pawlenty, ex gobernador de Minnesota, y Jon Hunstmann, ex gobernador de Utah y ex embajador en China los siguen de cerca. Candidatos como el ex líder de la Cámara de Representantes Newt Gingrich, y el ex senador Rick Santorum siguen en la contienda, pero no se les atribuyen muchas posibilidades entre los votantes (los dos tienen un 3% de aprobación de voto en la última encuesta entre candidatos republicanos).

Romney, que perdió contra John McCain en las primarias del 2008, y como lo muestra la historia del partido republicano, surge como favorito en la elección siguiente, está enfatizando su experiencia como empresario exitoso (fundó y lideró Bain Capital por varios años) más que como político, mostrándose como el mejor ejecutivo para solucionar los desafíos económicos que está enfrentando el país.

Sin embargo, a él, como a casi todos los candidatos de esta primaria, sus experiencias de gobernador los define, más que sus mensajes. Solamente hay una candidata con posibilidades de ganar la elección interna este ciclo que no tiene experiencia ejecutiva, la congresista Bachmann, el resto han sido gobernadores. Inclusive dos que están analizando si entran en la carrera, la ex gobernadora de Alaska Sarah Palin y el actual gobernador de Texas, Rick Perry, han pasado por la gestión de gobierno.

Mientras Romney era gobernador firmó un proyecto de ley de salud muy parecido al plan de Obama, y por esto está siendo atacado por el ala más conservadora del partido, y especialmente por el Tea Party, el grupo de mayor movilización actualmente en las primarias.

Ella produce el mayor fervor y aprobación entre la base republicana, como la otra posible mujer en esta contienda, Sara Palin. Pero también como ella, genera muchas dudas entre los más moderados del partido, por su radicalidad en algunos mensajes, y los permanentes “gaffes” al citar la historia americana, políticas públicas u otras realidades que ella presenta con inexactitudes.

Según algunos analistas, Huntsman es posiblemente el candidato más interesante. Ha sido dos veces gobernador del estado de Utah, además de un exitoso empresario, subsecretario de comercio internacional y embajador en China, que lo posiciona como el candidato con mayor experiencia en política exterior. Aunque este activo le juega en contra en algunos sectores de las bases republicanas, ya que representó como embajador al gobierno de Obama.

Otro desafío que enfrenta, al igual que Romney, es que ambos son de religión mormón, creencias que para una mayoría evangélica cristiana del partido republicano todavía es un culto y se le mira con suspicacia. A su vez, se están disputando el financiamiento de la próspera población mormona. Por ejemplo, el padre de Hunstman era director financiero en la anterior primaria de Romney, abandonándolo esta vez por apoyar a su hijo.

En las campañas americanas no solo las encuestas definen tendencias de apoyo a los diferentes candidatos, sino el dinero que recaudan, que según establece la Comisión Electoral Federal, tienen que reportar al público cada tres meses. En el primer reporte de este año, la campaña del presidente Obama recaudó $86MM, más que el total de todos los candidatos republicanos combinados.

Un detalle curioso de las primarias, es que los dos primeros estados donde se vota, Iowa y New Hampshire, tienen muy poca representatividad con el resto del país, pero han sido determinantes en definir las internas de ambos partidos. New Hampshire salvó a McCain en la primeria anterior; y la victoria en Iowa dio al entonces senador Obama el impulso que necesitaba para terminar imponiéndose a Hillary Clinton. Mientras en el país en general existen grandes minorías, como un 15% de latinos, más de un 12% de afroamericanos y 13% de asiáticos, en Iowa y New Hampshire la totalidad de minorías son menores al 10%.

En los próximos meses presenciaremos un intenso debate entre los candidatos republicanos, buscando diferenciarse entre ellos. Mientras tanto, Obama espera, ya en campaña desde comienzo del año. Y con recursos.

Acerca del autor:
Gabriel-Sanchez-Zinny-
Gabriel Sánchez Zinny
Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día