Siguenos en:
Lunes
 14 de Octubre de 2019
Deportes
Bajo el penoco
Golpe en el Tribunal Constitucional
Miércoles,  30 de Julio, 2014

Los diputados que terminarán su gestión luego de las elecciones de octubre, acaban de darle el tiro de gracia al sistema judicial boliviano, que pese a todas las críticas, había tenido algunos indicios de dignidad, sobre todo en el Tribunal Constitucional (TCP), donde se puso en duda la legalidad de la tercera postulación de Evo Morales a la presidencia y donde se declararon inconstitucionales varias normas que usaba el régimen para perseguir y defenestrar a las autoridades legalmente elegidas por el voto popular. Con un pretexto muy barato, los parlamentarios decidieron suspender a dos de los siete magistrados del Tribunal Constitucional para someterlos a juicio de responsabilidades. Con este golpe, el oficialismo tiene la puerta abierta para reacomodar sus piezas dentro del órgano judicial y preparar el terreno para un nuevo capítulo de persecución judicial con el inicio del próximo mandato que el MAS lo da por hecho. Se trata de borrar con el codo todo lo que hizo en los últimos años el TCP en la defensa de la democracia y por supuesto, lo que todos están anticipando, preparar el camino para la reforma de la Constitución que consolide la figura de la reelección indefinida. Los legisladores salientes hacen el trabajo sucio ahora que tienen dos tercios asegurados; más adelante la cosa podría ponerse más difícil.