Siguenos en:
Miércoles
 14 de Noviembre de 2018
Portada
Editorial
Propuestas contra el trabajo infantil
Jueves,  13 de Junio, 2013

El trabajo infantil es uno de esos temas que cada año son recurrentes en los medios de comunicación de Bolivia y lamentablemente para plantear los mismos problemas de siempre, el poco avance, las tristes estadísticas y la ausencia de políticas públicas que contribuyan a su erradicación. Pero no por eso dejaremos de insistir en la urgencia de actuar para que nuestra niñez no se pierda en los mercados, en las fábricas de ladrillos, en los campos de cultivo y en los bares de mala muerte donde son expuestos a la contaminación de sus cuerpos y sus almas.

La última novedad es que en Bolivia no hay datos ciertos y actualizados sobre el número de niños que se ven obligados a trabajar como si fueran adultos para ayudar a mantener a sus familias, muchas veces destrozadas por la marginalidad, los vicios y la violencia.

La Unicef le ha pedido al Gobierno boliviano actuar con mayor determinación en este tema ya que, de acuerdo a los datos del Ministerio de Trabajo, unos 850 mil niños –casi todos los que trabajan en realidad-, están expuestos a 23 actividades consideradas riesgosas, de las cuales, las más recurrentes son la agricultura, la minería y el comercio informal.

Ayer se ha conmemorado el día internacional de rechazo al trabajo infantil y ha llamado la atención cómo el Gobierno maneja muy interesantes diagnósticos sobre el problema. También enumera algunas medidas legislativas que ha puesto en marcha en los últimos años, pero desafortunadamente hay muy pocos resultados que se pueden mostrar, pese a que estamos viviendo un periodo político que debiera ser de alto énfasis en la promoción social.

Desde este espacio proponemos dos medidas muy concretas y que el Gobierno seguramente puede encarar para que los niños, no sólo no se vean obligados a salir a las calles a trabajar, sino que gocen de mejores perspectivas de futuro en materia de salud, educación y ascenso social.

Una de ellas tiene que ver con un tema que planteábamos ayer en este mismo espacio: el alcoholismo, un aspecto que tiene múltiples consecuencias como la violencia, la disgregación familiar y el abandono. Se puede investigar y muy fácilmente se puede identificar cuántos niños están hoy expuestos a condiciones lamentables porque el padre o ambos progenitores, desatienden el hogar y se encierra en las cantinas, que florecen y proliferan como hongos en todas las ciudades. Cuánto de bien le haríamos a la niñez, a la familia, al trabajo y al progreso si atacamos esta lacra que lo destruye todo a nombre de la cultura popular y las tradiciones que tienen más de estupidez que de edificantes.

La otra medida tiene que ver con el trabajo, sobre todo con la calidad del trabajo. Por razones proselitistas, el Gobierno se niega a ver el desastroso legado que le está dejando al país al no combatir la informalidad y por el contrario, promoverlo hasta sobrepasar más del 80 por ciento. Una familia sin estabilidad laboral es un lugar en crisis, donde cualquier momento puede faltar el sustento y los niños son los que pagan los platos rotos, pues tienen que salir en auxilio, dejar el colegio y exponerse a tantos peligros. La informalidad impide pensar en una sociedad más organizada, con mejores índices sociales y obviamente, profundiza el atraso, cuyas principales víctimas son los más débiles, los niños.

Una familia sin estabilidad laboral es un lugar en crisis, donde cualquier momento puede faltar el sustento y los niños son los que pagan los platos rotos, pues tienen que salir en auxilio, dejar el colegio y exponerse a tantos peligros. La informalidad impide pensar en una sociedad más organizada, con mejores índices sociales y obviamente, profundiza el atraso, cuyas principales víctimas son los más débiles, los niños.

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día