Siguenos en:
Jueves
 21 de Febrero de 2019
Portafolio
Con relación a los años '90 se duplica la tala de bosques en el país
Realidad, 25 municipios del país acaparan 78% de la deforestación
Caso. De esos 25 identificados por el monitoreo de SDSN-Bolivia, el 68% refiere al departamento de Santa Cruz. La chiquitanía y el norte cruceño son los que tienen altos niveles de desmontes.
Domingo,  27  de Enero, 2019
Realidad,-25-municipios-del-pais-acaparan-78%-de-la-deforestacion
Ref. Fotografia: Desmontes. Los campos agrícolas en Santa Cruz muestran grandes dimensiones de desmonte de tierras para la agricultura.

Bolivia sigue en el péndulo de los 10 países que más deforestan en el mundo. Un reciente monitoreo de la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible (SDSN -Bolivia) publicado por el blog del Instituto de Estudios Avanzados en Desarrollo (Inesad), da cuenta que la deforestación entre el 2016 y 2017 ha alcanzado un promedio de 350 mil hectáreas por año, superando más del doble con relación a los años '90 del siglo pasado, cuando el promedio registraba 150 mil hectáreas/año. En ese contexto, el 78% de esta actividad se concentra en solo 25 municipios del país, mostrando niveles altos de deforestación por hectáreas/año.  

En contacto con El Día, Lykke E. Andersen, directora ejecutiva de SDSN Bolivia, aseguró que dicha información corresponde a datos procesados y derivados de imágenes satelitales internacionales. "La información es reciente, dado que ni ABT, ni ninguna otra institución ha presentado datos sobre deforestación en Bolivia desde 2014, y sabíamos que había una demanda del público para saber qué está pasando con los bosques", argumentó.

Al respecto, Cliber Rocha, director ejecutivo de la Autoridad de Bosques y Tierra(ABT), en contacto con El Día, admitió esa realidad, por lo que propone la creación de un Viceministerio de Autoridad de Bosques, instancia con todas las condiciones para garantizar el manejo sostenible de los bosques. 

"Hay que aclarar de cómo está el manejo de bosques en Bolivia y cuál es nuestra visión de futuro a través de una estrategia de desarrollo forestal integral a partir del control y la fiscalización del uso de los bosques y buen manejo de la tierra", enfatizó.

Señales de preocupación. Entre los aspectos más llamativos de dicho estudio, se tiene que en esos 25 municipios del país se hallan los niveles más preocupantes de deforestación, de los cuales el 68% se encuentra en el departamento de Santa Cruz. 

Gran parte de ellos en la Chiquitania y el norte cruceño. En  ambas áreas se pueden evidenciar el desarrollo de la actividad pecuaria en la zona de la Chiquitania y la notable agricultura granelera del país en toda la zona sudeste y el norte cruceño, referente de la producción de soya, sorgo, maíz y girasol. 

El mayor argumento que denotan esos datos, cuyo principal efecto es la acelerada pérdida de bosques, tienen que ver con las quemas para habilitar tierras para la ganadería y la agricultura.

Con datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), un reciente informe de Probioma (Productividad Biosfera Medio Ambiente), explica que la deforestación tiene que ver con el crecimiento y la ampliación de la frontera agrícola que al 2017, se ubicó en 3,5 millones de hectáreas y el 71% de la actividad agrícola pecuaria se halla precisamente en el departamento de Santa Cruz. 

Entre 1985 y 1986 la superficie cultivada fue de 902.483 hectáreas, donde la producción de cereales ocupaba el 45%, las oleaginosas solo un 17% y los tubérculos y raíces un 17%. Pero entre el 2005-2006, con la introducción de la semilla transgénica en la soya el panorama cambió, cuya superficie cultivada creció casi tres veces al ubicarse en 2.423.678 hectáreas, con 49% de presencia de las oleaginosas e industriales, 31% en cereales y solo un 7% en tubérculos y raíces. 

Actualmente en una superficie cultivada de 3,5 millones de hectáreas, a diferencia de hace 12 años atrás, las oleaginosas  registran un 45%, los cereales un 35% y en tubérculos solo un 6%.

Entre varios aspectos.  La información, hecho pública en el portal de Inesad, remarca que la deforestación anual se ha incrementado en Bolivia en un promedio de aproximadamente 150.000 hectáreas por año durante los años 90, a casi 350.000 hectáreas por año durante los años 2016-2017. 

El estudio revela que mientras en la realidad existe mucha variación aleatoria de año en año, en parte debido a variaciones climáticas y a la dinámica de uso de la tierra y los factores económicos asociados, la tendencia de un país con uno de los altos promedios de deforestación no ha cambiado. 

Como prueba de ello, muestra que  el 2016 fue el año con el más alto nivel de deforestación en la historia de Bolivia, con más de 417.000 hectáreas deforestadas, pero un año después, dicha cifra cayó a 263.000 hectáreas en 2017. "Sin embargo, en periodos más largos se pueden observar mejor las tendencias, y en el caso de Bolivia muestran un incremento de la deforestación anual", señala.

En ese ámbito, en los niveles de deforestación absoluto, se tiene que los 25 municipios con los niveles más altos de deforestación no solo representan el 78% del total de la deforestación en Bolivia en 2016 y 2017, sino que 16 de ellos, incluyendo los primeros 12, están ubicados en el departamento de Santa Cruz, cinco en Beni, tres en La Paz y uno en Cochabamba.

Al menos cinco municipios registran promedios entre 10 mil a 44 mil hectáreas deforestadas por año. San Ignacio de Velasco registra entre el 2016 y 2017 un promedio anual de deforestación de 43.719 hectáreas, seguido por San José de Chiquitos (34.931 ha/año), Pailón (30.671 ha/año), Concepción (25.814 ha/año), Charagua (23.144 ha/año), San Miguel de Velasco (10.231 ha/año), así sucesivamente. 

Tasas y deforestación per cápita. Se muestra 25 municipios con las tasas de deforestación más altas (% de bosque del 2015 deforestado por año). 22 de los 25 municipios con las tasas de deforestación más altas están ubicados en el departamento de Santa Cruz, mientras los restantes tres son de Cochabamba y Pando.

Finalmente, en lo referente a los 25 municipios con las tasas de deforestación per cápita más altas (m2 por persona por año), la mayoría de ellos pertenecen al departamento de Santa Cruz, pero también hay algunos pertenecientes a Beni, Pando y La Paz.

En total, 49 diferentes municipios han sido ubicados en las tres variables de los 25 municipios con mayor deforestación. Siete municipios del departamento de Santa Cruz se ubicaron en las tres listas. Estos siete municipios, tienen la mayor deforestación desde todo punto de vista señala la información de Inesad: San José de Chiquitos, Pailón, Cuatro Cañadas, El Puente, Cabezas, Santa Rosa del Sara y San Javier.

Andersen sentencia que los bolivianos están entre los que más deforestan por persona por año (solamente tres países del mundo deforestaban más por persona por año durante la década 2000-2010: Botsuana, Paraguay y Namibia). "Bolivia sigue entre los peores del mundo en este aspecto, sin embargo, con estos nuevos datos podemos ver que son pocos los municipios en Bolivia que son responsables de casi toda esta deforestación".

En contrapartida, Demetrio Pérez, expresidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), señala que, según los últimos estudios, esa superficie agrícola tiene para crecer hasta 5,0 millones de hectáreas, en un contexto absolutamente sostenible y de manejo adecuado del bosque. "Indudablemente la producción agrícola y pecuaria, sobre todo en la región ha crecido, en procura de producir más alimentos.

Los datos de deforestación mostrados así, en el fondo solo buscan satanizar al sector productivo", mencionó. 

3,5 Millones de hectáreas
Es la frontera agrícola del país, la mayor parte se halla en Santa Cruz.

5,5 Millones de hectáreas
Según un estudio de Cinacruz, es la superficie al que puede crecer Santa Cruz.


Santa Cruz tiene para 5,5 millones de hectáreas más

Estudio.  Una investigación del 2015, del Colegio de Agrónomos, en base al Plan de Uso del Suelo (PLUS) de 1995, reveló que Santa Cruz tiene una superficie apta para la agricultura de 5.242.810 hectáreas. De ellas, 2.639.981 hectáreas ya están siendo utilizadas, dejando como resultado una superficie disponible para ampliar la frontera productiva de  1.971.740 hectáreas.

Peligros. La amenaza de la deforestación en el país sigue en el orden del día. En el caso del departamento de Santa Cruz, la situación es elocuente como son las reservas forestales de Ël Choré en la provincia Ichilo y el valle de Tucabaca en el municipio de Roboré. Lo mismo sucede en la zona de la provincia Guarayos.

Las mayores señales tienen que ver con los chaqueos y desmontes indiscriminados, como efecto de la presencia de avasalladores de tierra, la expansión agrícola y pecuaria.

Incidencias. Al menos, dice la investigadora Andersen, en esos 25 municipios, en siete de ellos los más preocupantes,  la deforestación  es descontrolada, y va a tener impactos ambientales muy fuertes, sobre todo en los ciclos hidrológicos locales, ya que la deforestación tiende a cambiar los patrones de precipitación, aumentando simultáneamente los riesgos de sequías e inundaciones.

Acerca del autor:
Ismael--Luna-Acevedo
Ismael Luna Acevedo
Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día