Siguenos en:
Domingo
 20 de Septiembre de 2020
Editorial/Opinión
Editorial
'Todos sabían, todos tapaban'
Martes,  25 de Agosto, 2020
-Todos-sabian,--todos-tapaban-

Durante el reinado del cocalero hubo episodios que se quedaron grabados en la retina de los bolivianos y seguramente hoy nos preguntamos qué nos pasó, que fuimos capaces de permitir semejantes barbaridades. Aquel rodillazo a un humilde trabajador que seguramente sintió orgullo al compartir la cancha con Evo Morales. Ese edecán humillado públicamente por el “jefazo” que simplemente apuntó su zapato para que le amarre las trenzas. La dos jovencitas que tuvieron que tragarse la dignidad cuando el ex presidente les lanzó una broma ordinaria en un campo petrolero. El periodista de un medio paceño al que hizo pasar al frente durante una conferencia de prensa para insultarlo y amenazarlo, mientras el pobre reportero temblaba de miedo. El empujón contra un camarógrafo durante un recorrido en la Chiquitania. Jactarse ante la prensa internacional de que había mujeres que ofrecían tener sexo con él. 

Las tropelías del dictador dominicano Rafael Leónidas Trujillo Molina que gobernó su país durante más de 30 años, han quedado cortas frente a lo se comienza a desvelar del cocalero y que “todo el mundo sabía, pero que todos tapaban”, según lo ha dicho el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas.

Las “hazañas” sexuales y los abusos del tirano caribeño llenaron un libro, nada menos que con la pluma del premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa. En Bolivia, un laureado escritor que vive en Estados Unidos y al que amenazaron en reiteradas ocasiones, se cansó de retratar en sus columnas semanales el perfil depredador de Evo Morales. Como buen cultor de las letras, tenía excelentes fuentes que le transmitían detalles de los periplos amatorios del cocalero, caracterizados siempre por el abuso, por el dominio y la bajeza del que tiene en sus manos todo el poder y lo estruja en cada paso que da.

Con todos esos testimonios que se hicieron públicos, con las denuncias que se presentaron en su momento, con las evidencias que se acumularon, muy pocos pueden declararse sorprendidos por todo lo que pasó con el poder durante 14 años, pero de ninguna manera debemos dejar de asumir la responsabilidad que nos toca. 

Evo Morales destruyó la democracia, invirtió los valores, creó un reino del revés e impuso un imperio criminal porque contó con el apoyo de una población que lamentablemente sigue empeñada en erigir caudillos como Trujillo o como los que retrataban los escritores latinoamericanos en sus novelas. El cocalero nos hizo retroceder como sociedad y nos estaba conduciendo a un estado de anomia donde la ley se impone a bala y el que manda tiene carta blanca para darle rienda suelta a sus bajos instintos.

Los recientes episodios que ha tenido que enfrentar el país, comenzando por lo ocurrido después del 20 de septiembre, nos obligará a madurar como ciudadanos, a emitir un voto más consciente y racional y especialmente, a cuidar la democracia todos los días. 

El cocalero nos hizo retroceder como sociedad y nos estaba conduciendo a un estado de anomia donde la ley se impone a bala y el que manda tiene carta blanca para darle rienda suelta a sus bajos instintos.

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día