Siguenos en:
Viernes
 22 de Noviembre de 2019
El dia te recomienda
Bajo el Penoco
La gran confusión
Domingo,  25 de Agosto, 2013

Es una gran pena la confusión que reina hoy en Bolivia, donde se esperaba un cambio que pueda devolvernos la confianza. Hoy no se sabe si quienes manejan las leyes están a favor de la justicia; nadie sabe si los que dicen luchar contra el contrabando realmente están persiguiendo a los contrabandistas; si los que tienen uniformes de policías antidrogas tienen a los narcos en la mira y los que dicen ser revolucionarios están por un país mejor. ¿Confiamos más en la Policía? ¿Dormimos tranquilos pensando en que las autoridades están cuidando el bienestar de la ciudadanía? ¿Creemos que la Fiscalía, los tribunales, la Aduana, Impuestos Internos, los ministros, los jueces, los diputados y concejales están trabajando por los que pagamos impuestos y cumplimos las leyes? Es una pena que quienes producen, trabajan y se esfuerzan por construir un Estado fuerte sean hoy los sospechosos de oficio, los perseguidos y los señalados, antes de que se pueda incluso verificar cualquier hecho irregular. Es una pena que la confusión haya llegado al extremo de invertir tanto las cosas que ya nadie sabe la diferencia entre la ley y el delito, mejor dicho, sí se conoce, pero no se sabe de qué lado están los que tienen los instrumentos coercitivos en la mano.