Siguenos en:
Jueves
 28 de Mayo de 2020
Portada
Juntas vecinales no quieren recontratación
Vega-Solví, entre el rechazo y el respaldo
Gestión. El 2018 se programa el cierre de Normandía y la apertura de otro vertedero.
Sábado,  30  de Diciembre, 2017
Vega-Solvi,-entre-el-rechazo-y-el-respaldo
Ref. Fotografia: Vertedero. Una auditoría ambiental concluyó que Normandía debería cerrar a mediados de 2018.

El año 2018 es el límite que estableció la auditoría ambiental de la Consultora América Verde para el cierre del vertedero de Normandía, también en esa gestión se tiene que definir el futuro contractual con la empresa que realiza el manejo de los residuos sólidos en la ciudad, Vega-Solví, en ese escenario existen diversos criterios en ambas cuestiones. 

Contrato. En agosto de este año, el gerente de la Empresa de Aseo Urbano de Santa Cruz (Emacruz), Johnny Bowles, no descartó que se pueda ampliar el contrato al actual operador Vega-Solví, por seis meses o un año. Ayer volvimos a consultarle sobre la situación contractual entre la empresa privada y el municipio y dijo que van a "hacer los ajustes correspondientes conforme a normativa para garantizar la continuidad de la ejecución del servicio.

Sobre el tema, el concejal Tito Sanjinez, indicó que el ejecutivo debe definir la situación de la empresa que va a encargarse del manejo de la basura; sin embargo, añadió que van a recomendar al ejecutivo municipal a que analicen la oferta de otras empresas.

"Vamos a solicitar informes correspondientes porque hay demasiados reclamos con respecto al servicio de la actual empresa", expresó Sanjinez.

Para el presidente de las Juntas Vecinales, Omar Ribera, el trabajo de Vega-Solví fue "vergonzoso" y dijo que se van a movilizar en caso de que se quiera ampliar el contrato a dicha empresa.

"No hay un solo contenedor en los barrios, nuestros puentes y esquinas se están convirtiendo en basureros, no vamos a permitir que se amplíe el contrato con Vega-Solví", advirtió.

Tito Sanjinez acotó que "en el tema del recojo de basura hay observaciones, no lo están haciendo de forma periódica en algunas zonas, del segundo anillo para adentro cumplen, pero hacia afuera lo han descuidado y hay reclamos", apuntó.

Para Marcio Aranda, analista político y exsubalcalde del Distrito 8, el trabajo de Vega-Solví fue de regular a bueno; sin embargo, considera necesario que se haga una nueva licitación para despejar susceptibilidades.
"Es bueno realizar un trabajo de licitación que implique transparencia y seguridad. La empresa solo se dedicó a recoger, transportar y botar, pero no hizo el trabajo de educación ciudadana", subrayó Aranda.
 
Vertedero. Con respecto al nuevo relleno sanitario, Bowles informó que se han destinado 2 millones para el espacio donde se va a instalar. "Se está dando cumplimiento a los procedimientos correspondientes con la autoridad ambiental competente departamental, tanto con el cierre técnico del relleno sanitario Normandía, como para la implementación del nuevo complejo municipal de disposición final de residuos sólidos", manifestó.

En cuanto al lugar, el concejal Tito Sanjinez reveló que se tratarían de más de 100 hectáreas ubicadas en la zona de Paurito, cerca de la frontera de Santa Cruz de la Sierra con el municipio de La Guardia.

"En el traslado del vertedero para el 2018 se ha avanzado con la dotación de tierras en la zona sur. En ese lugar se va a trabajar con una nueva tecnología en el tratamiento de los residuos", dijo el edil.

"Dentro de lo que es la gestión operativa de residuos sólidos para el municipio de Santa Cruz se pretende dar cumplimiento a la ley nacional de residuos y nuevas guías del ministerios de medio ambiente", puntualizó Bowles.

2 Millones de bolivianos
Se programaron en el POA 2018 para el nuevo vertedero.

Cristhian F. C. Vara eldia@eldia.com.bo