Siguenos en:
Domingo
 22 de Septiembre de 2019
Editorial
Editorial
Un enemigo muy letal
Jueves,  29 de Agosto, 2019
Un-enemigo-muy-letal

En este mismo espacio hablábamos ayer de la guerra que le han declarado los transportistas a los gobiernos municipales de varias ciudades que intentan hacer prevalecer el principio de autoridad para conseguir más orden en las calles. Hoy hablaremos de una conflagración mucho más intensa, pues no se trata de una metáfora, sino de un enfrentamiento armado, que tiene numerosos muertos y heridos en su haber, que compromete la legalidad, hiere de muerte a la producción, lesiona la economía nacional y pone en tela de juicio la soberanía nacional.

Estamos hablando del contrabando, el principal enemigo a vencer en estos momentos en los que el Gobierno parece desesperado por aumentar la producción y que llega al extremo de justificar un crimen ambiental como el de la Chiquitania con la excusa de ampliar la frontera agropecuaria para aumentar el cultivo de alimentos y paliar con los biocombustibles la altísima fuga de divisas por la creciente importación de diésel y gasolina, consecuencia de la caída de la explotación y la exportación de gas.

Las cifras de esta guerra son alarmantes y sobre todo asusta el poder de fuego que han cobrado las mafias de traficantes de mercaderías que se valen de los habitantes de pequeñas comunidades fronterizas, de organizaciones sociales ligadas al oficialismo y lamentablemente, también de la corrupción de funcionarios y uniformados para llegar al extremo de desafiar al Ejército y a la Policía con armamento y capacidad de movilización que los pone en una situación de supremacía.

De acuerdo a estadísticas oficiales, entre los meses de enero y agosto de este año, los militares y los contrabandistas se enfrentaron en 136 ocasiones, con un saldo de 38 heridos y un uniformado muerto. Los choques armados se dieron entre brigadas de combate al contrabando y los clanes que utilizan rutas clandestinas para la internación de mercaderías, especialmente en los límites con Chile, donde los grupos de maleantes han desarrollado una amplia red de lealtades con los habitantes de la zona para proteger los camiones con mercadería, atacar a los que intentan imponer la ley y recuperar las incautaciones a través de emboscadas en las que se usan armas largas y explosivos. La prueba es que durante el mismo lapso se han destruido cuarteles, se han atacado galpones de la Aduana y se han quemado más de 70 vehículos que usan las fuerzas del orden para realizar el patrullaje y la persecución de los contrabandistas.

Los datos del Comando Estratégico Operacional (CEO) pueden entusiasmar, pues en lo que va de la gestión han sumado casi casi 900 vehículos incautados, además del decomiso de 108 camiones con mercadería sin documentación. El problema es que eso representa apenas una fracción de todo lo que ingresa al país, lo que no deja lugar a dudas que la guerra la estamos perdiendo por falta de fuerza en los organismos desplegados y también por la ausencia de voluntad política, pues todavía hay demasiadas señales de connivencia entre los cuadros dirigenciales y los grupos que tanto daño le hacen al país con el comercio ilegal.

Entre enero y agosto de este año, los militares y los contrabandistas se enfrentaron en 136 ocasiones, con un saldo de 38 heridos y un uniformado muerto. Los choques armados se dieron entre brigadas de combate al contrabando y los clanes que utilizan rutas clandestinas para la internación de mercaderías, especialmente en los límites con Chile

Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día