Siguenos en:
Lunes
 17 de Febrero de 2020
Bajo el Penoco
Bajo el Penoco
Proyectos descabellados
Miércoles,  12  de Febrero, 2020
Proyectos-descabellados

Parece descabellado proponer el traslado de la gigantesca planta de urea del Chapare, la inversión más grande que haya hecho el estado boliviano, con un monto superior a los mil millones de dólares. Llevarla a la frontera con Brasil, donde se encuentra el principal mercado del fertilizante, costaría 160 millones de dólares y tomaría más de dos años. La alternativa es que la fábrica, que fue llevada al trópico cochabambino por mero capricho del cocalero prófugo, siga funcionando al 8 por ciento de su capacidad como ha venido sucediendo desde su puesta en marcha; que el Estado siga soportando las cuantiosas pérdidas que ocasiona, pagando sueldos y mantenimiento, para terminar cerrándola por ser inviable. En caso de que se dedica dejarla donde está, se deberá gastar en hacerla funcionar a su plenitud, encima de eso terminar de construir la vía férrea Bulo Bulo-Montero y costear el déficit que de todas maneras se generará por los altos costos de producción. Y ese es so lo uno de los elefantes blancos del “proceso de cambio”.