Siguenos en:
Viernes
 6 de Diciembre de 2019
Dia 7
Los últimos presos quedan en libertad
Proceso. Fueron involucrados en el bullado y polémico caso Rózsa. Familiares denunciaron presión política en el juicio.
Martes,  26  de Noviembre, 2019
Los-ultimos-presos-quedan-en-libertad

Diez años y siete meses permanecieron recluidos en diferentes cárceles del país, involucrados en el bullado y polémico Caso Rózsa. 

Ahora Juan Carlos Guedes y Alcides Mendoza, las últimas personas que permanecían detenidas de la larga lista de procesados por este sonado caso, quedaron en libertad. 

Proceso. El polémico juicio inició con el operativo en el Hotel Las Américas el 16 de abril del año 2009.

A partir de allí, fueron procesados 39 personas, entre ellos Guedes y Mendoza, quienes hasta hace unos días eran los únicos encarcelados.

Tanto Guedes y Mendoza, cuentan con libertad otorgada por el tribunal primero de Sentencia de La Paz que ha llevado el caso al mando del juez Sixto Fernández. El caso se encuentra en la etapa de lectura de pruebas documentadas, la misma que está en dicha instancias hace varios meses.

Avanza y presión del caso. En reiteradas ocasiones, ambos procesados solicitaron a las autoridades a cargo del caso, medidas sustitutivas a la detención preventiva, pero en todas las audiencias el pedido fue rechazado.

Sin embargo, de manera sorpresiva, en la audiencia que se sostuvo en ésta semana, los mismos jueces que le negaron la petición, en ésta oportunidad les concedieron la libertad condicional, dado que aún deben asistir a las audiencias del bullado caso.

La determinación judicial, se da justo a poco más de una semana desde que renunció Evo Morales a la presidencia de Bolivia.

El Gobierno de Evo Morales fue el denunciante del caso y desde su inicio, los familiares de los acusados denunciaron presión política en el caso por parte de las autoridades nacionales.


Alcides Mendoza, retornó a su casa después de más de diez años encarcelado y alejado de sus hijos y nietos.

El procesado por el bullado caso, fue recibido con una cena familiar junto a sus hijos y padres que estuvieron a su lado durante sus días de encierro.

Alcides sale de la cárcel, agradeciendo a los abogados que vieron su caso y lo defendieron durante poco más de una década.

Regreso. "El encierro fue un vía crucis, pero mi salida ha sido una cosa tan rápida que no me canso de dar gracias a Dios porque estoy libre y con la conciencia tranquila, paseando por mi esta ciudad tan bella. Nunca perdí la esperanza y ahora vivo más apegado a Dios con mucha fé", manifestó, Mendoza a El Día.

Indicó que el alejamiento con su familia durante su detención lo tornó un poco más frío en afecto, sin embargo, hace un par de días al retornar a su hogar, asegura que esa frialdad se volcó a una hoguera de afecto, cariño y felicidad. "La cárcel lo cambia a uno, eso no podemos negarlo, nos vuelve poco más fríos, pero con mis hijos, mis padres, mis primos y demás familiares he encontrado ese calor de amor y de verdadero cariño que se tiene en el hogar", dijo.

Salir adelante. Alcides salió de la cárcel con tres problemas de salud que lo aquejan cada día más: problema cardiaco, presión alta y problema de locomoción de una pierna.

Por estos motivos, Alcides mencionó que ahora que salió en libertad, su prioridad será buscar la manera de conseguir un empleo para así mismo poder llevar adelante un tratamiento adecuado para sus males de salud. Inclusive, el aún procesado no descarta la posibilidad de someterse a una operación para poder mejor movilidad personal.

Su tercer propósito, es recuperar el tiempo perdido con sus hijos y con ahora sus nietos que algunos recién empieza a conocer. "Quisiera irme a pasear al Beni, mi tierra natal junto a mi familia", añadió.

Alejamiento. Carlos Mendoza, hijo de Alcides, relató que a la llegada de su papá a su casa después de diez años, la familia le dio la bienvenida en un ambiente de fiesta.

"Gracias a Dios terminó nuestro calvario, aunque nos entregaron a mi padre enfermo, damos gracias a los abogados defensores porque fueron una parte fundamental, principalmente el abogado Gary Prado que jamás se rindió. Es una alegría inmensa saber ahora que vamos a tener a mi papá con nosotros", expresó el hijo de Alcides Mendoza.

Alcides Mendoza Masabi
Procesado

 Ciudad Natal: San Ignacio de Moxos, Beni. Vive en Santa Cruz hace más de 20 años.
 Cumpleaños:  30 de agosto de 1965.
 Hijos: 3 hijos (Carlos, Daniela y Marioly).
 Abuelo: 5 nietos.
 Trabajo: Trabajó en el rubro de la minería. 
 Pasa Tiempo: Leer libros.


Juan Carlos Guedes, regresó a su casa con su familia después de más de diez años de vivir en calidad de detenido preventivo.

Cuando fue arrestado, tres de sus cuatro hijos aún eran menores de edad, incluso ni siquiera habían culminado sus estudios escolares. Ahora todos ellos son mayores y se valen por sí mismos.

Tras la detención de Guedes, su esposa Martha Landívar, tuvo que verse en la obligación de buscar la manera para sacar adelante a sus hijos.

Incluso, sus hijos mayores tuvieron que ver la manera de compartir sus tiempos de estudios para buscar un trabajo y poder colaborar a su madre para asumir dos roles, en ausencia de Guedes. "Mis hijos dicen que siempre voy a ser su héroe, pero en realidad los héroes son ellos para mi, porque me salvaron y cada día me daban fuerza para resistir el encarcelamiento", expresó Guedes, tras pasar los primeros días en su casa con su familia.

Difícil lejanía. Juan Carlos recordó sus días de encierro asegurando que esa situación, jamás se lo desearía a nadie.

Dio a conocer que con sus hijos mantiene una relación muy cercana y que pese a la distancia, él no dejaba de darles consejos a sus hijos, para que sigan adelante y sean personas de bien. "A mi hijo siempre les dije que los caminos de la vida nos ponen barreras, pero que tenemos que saltarlos, sobre llevarlos. Siempre les pedí que no se descarrilen y ahora doy gracias a Dios y a mi esposa, porque son buenos hijos", expresó a El Día.

Salud en contra. A la dificultad de vivir alejado de su familia, Guedes  al igual que su familia, tuvieron que lidiar con la salud en contra.

Juan Carlos, sufre de diabetes, tiene hipertensión  y padece problemas pulmonares. Las tres enfermedades han sido difíciles de sobre llevar durante su encierro.

Para la Diabetes, Juan Carlos, hasta ahora no pudo tener un régimen alimenticio adecuado para tratar el problema, dado que en la cárcel es un tanto difícil poder recibir una dieta específica. "Allá no se puede escoger la comida llega de manera general y a veces ni modo tocaba comer lo que había en la olla. Yo creo que eso no me ayudó, pero con la venia del señor voy a mejorar, ya estoy en casa donde puedo mejorar mi salud", dijo Guedes.

Juan Carlos Guedes Bruno
Procesado

 Ciudad Natal: Beni. Vivió en Santa Cruz hace más de 30 años.
 Nacimiento:  21 de septiembre 1964
 Hijos: 4 hijos (Carlos Guido, Cristian, Grecia, Kenia) 
 Estudios: Mecánico de aviación
 Pasatiempos: Escritor y poeta. Escribió varios ejemplares: * Desde adentro. *En carne propia. *Terrorismo de estado. *Aferrado al amor. *Palmasola entre la ficcion, realizadad y violencia.

Salir adelante. Juan Carlos, ahora que goza de su libertad, se alista para buscar un empleo para poder ayudar a su esposa e hijos en los gastos de la casa, aunque los principales están englobados en los medicamentos para mejorar su salud.