Siguenos en:
Sábado
 19 de Octubre de 2019
Policial
Al verse acorralado terminó aceptando que mató a ambos estudiantes
El tío asesino que lloró la muerte de su sobrina y acudió al sepelio
Crímenes. Un juez lo condenó a 30 años de prisión. Trató de que ambas muertes parezcan feminicidio -suicidio.
Miércoles,  9 de Octubre, 2019
El-tio-asesino-que-lloro--la-muerte-de-su-sobrina-y-acudio-al-sepelio
Ref. Fotografia: Confeso. Joel Condori Apaza reconoció haber matado a su sobrina y su enamorado en el barrio Palmira de Warnes.

Estuvo en el velorio y hasta lloró en el entierro, comentan las personas que conocen a Joel Condori Apaza.

El hombre de 27 años era considerado un testigo clave dentro la investigación sobre las muertes de Maria Elena y Harold, hallados sin vida en una vivienda de la Urbanización Palmira del municipio de Warnes. El medio día del pasado 30 de septiembre, Condori alertó a la Policía y al padre de su sobrina Maria Elena que su hija estaba muerta en su habitación junto a su enamorado y que este asumió la drástica determinación de matarla. En principio, la investigación se aperturó por feminicidio seguido de suicidio considerando que Harold supuestamente decidió acabar con la vida de su novia y la de él. 

Surgen la dudas. Cuando el caso parecía cerrarse, un detalle llamó la atención el informe forense practicado al estudiante varón de 17 años, que presentó una herida penetrante en el abdomen, golpes en la cabeza y otra lesión en la espalda que era casi imposible que se la haya hecho él. 

Este fue el ovillo de la investigación, para esclarecer e identificar a Joel Condori Apaza como el autor material de ambas muertes y que además encerraba un supuesto círculo amoroso con su sobrina.  El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia en Santa Cruz, Paúl Saavedra Mendizabal, explicó que Condori el día del hecho fue sorprendido por Harold sosteniendo relaciones con su enamorada. 

El estudiante se apareció de imprevisto pasado el mediodía en su vivienda. Cuando se aprestaba a ingresar en busca de María Elena los encontró en una situación incómoda y herido en su orgullo de varón, comenzó a grabar con su celular desde una pequeña rendija de la ventana. 

Seguidamente, habría ingresado hasta la habitación y reclamó a su novia y a Joel de lo precenciado. Las discusiones e insultos subieron de tono entre ambos llegando a agredirse mutuamente en presencia de María Elena quien trató de calmar los ánimos. 

En ese interín, la joven resultó golpeada y quedó inconciente botada en el piso mientras Joel y Harold se trenzaron a golpes. 

Su confesión. En su declaración, el asesino dijo que lo atacó con una tijera al escolar provocándole una profunda herida en el estómago y lo dejó agonizar. Desconcertado sin saber qué hacer y temeroso que su sobrina lo delate a la Policía, tramó hacer parecer un feminicidio seguido de suicidio. Para este efecto, aprovechando que María Elena estaba inconciente, tomó el cable de la plancha y la estranguló.

Consecuentemente, alteró la escena del crimen y le bajó los pantalones a Harold para hacer creer que ambos sostuvieron relaciones sexuales y los encerró desapareciendo la llave. En el trabajo de investigación a cargo del Departamento de Inteligencia Criminal (DIC) de la Felcv, colectó una serie de evidencias con declaraciones de testigos, amigos y compañeros de ambos para indagar si  la pareja atravesaba problemas.

Sin embargo, todos quienes los conocían descartaron que hayan discutido o peleado. 

Setenta y dos horas después del hecho, la investigación dio un giro de 180 grados y puso en el escenario a una tercera que participó en el crimen de los escolares derribando la hipótesis que se haya tratado de un feminicidio seguido de suicidio. 

El DIC profundizó la investigación y les pidió a los familiares que no dieran declaraciones acerca de las muertes. 

La fiscalía pidió el desdoblamiento del celular de Harold y en la carpeta de video se encontró imágenes de fecha 30 septiembre que mostraba a María Elena junto a su tío en una situación incómoda. 

Con la identificación de esta tercera persona se aprehendió a Joel quien al verse descubierto y acorralado acabó aceptando la autoría de ambas muertes y que lo hizo para que no lo culparan por la muerte de Harold. 

En relación a María Elena (sobrina), dijo que era la primera vez que estuvo con ella porque se le había insinuado en anteriores ocasiones, versión que fue rechazada por la familia de la muchacha. Los padres de la adolescente comentaron que era casi imposible creer que Joel había asesinado a ambos estudiantes. “Su esposa es mi hermana, siempre los ayudamos desde que se vinieron a vivir cerca a nosotros. No entendemos porque acabó con la vida de mi hija”, dijo la madre de la joven asesinada. 

Que se pudra en la cárcel. Juan A. su padre comentó que jamás desconfió de él cuando fue avisarle que María Elena había tenido un accidente. “Quiero que se pudra en la cárcel, me quitó al ser más querido…mi hija, Yo a sus hijos de él y a su mujer les ayude bastante y me pagó de esa forma…..matando a mi hija”, afirmó llorando.

Familiares de María Elena descartaron que ella haya tenido una relación sentimental con Joel. “Eso es falso, yo a mi hija la trajinaba  como una niña de 5 años, mañana y tarde iba a su colegio, eso es mentira”, insistió. 

La esposa de Joel y hermana de la mamá de la estudiante asesinada dijo que se encuentra afectada por lo sucedido con su esposo. “Yo la crié desde sus dos años a mi hermana. Tanto como nosotros, ella está sorprendida y con vergüenza de llegar a la casa y temo que intente hacer algo con su vida”, expresó. El Ministerio Público no descartó que Joel al margen de asesinar a ambos estudiantes su intención haya sido robar dinero de los padres de la menor porque se dedican a prestar dinero. María Elena tenía el sueño anhelado de ser una profesora y enseñar a los niños, declaró su padre afuera de la Felcc. 

30 Años 
sin derecho a indulto aceptó someterse el tío asesino

3 Fueron 
los actores del fatal desenlace que cobró dos vidas.