Siguenos en:
Jueves
 28 de Mayo de 2020
Santa Cruz de La Sierra www.booked.net
+23°C
Parcialmente soleado
Portafolio
Hay preocupación
Economía: otra víctima del coronavirus
Sábado,  28 de Marzo, 2020
Economia:-otra-victima-del-coronavirus

A poco más de tres meses de que se tuvieran las primeras noticias de la existencia de la Covid-19, no hay un solo sector de la economía que no haya sentido sobre sí los estragos de la terrible enfermedad.

Los mercados bursátiles registran caídas sin precedentes semana tras semana, los precios de las materias primas fundamentales pierden valor por día y retroceden al mismo tiempo la oferta y el consumo, un evento pocas veces visto, según analistas.

Para el petróleo, por ejemplo, la paralización de muchas de las grandes fábricas del mundo, causada por la pandemia del nuevo coronavirus, acarreó una depauperación de la demanda.

Así, medios especializados estiman que el barril de crudo se ubicaría alrededor de los 20 dólares y quizás aún más bajo.

La consultora Rystad Energy prevé que la oferta del hidrocarburo superará la demanda en un promedio de casi seis millones de barriles al día en 2020, lo que resultaría en un aumento de las reservas de dos mil millones de barriles este año.

'A la tasa actual de llenado de almacenamiento, los precios están destinados a seguir la misma suerte que en 1998, cuando el petróleo Brent registró mínimos históricos de menos de 10 dólares por barril', afirmó Paola Rodríguez-Masiu, analista de la compañía.

En el mercado bursátil, otra de las víctimas de la Covid-19, reinan la incertidumbre y la desorientación.

Desde el pasado 9 de marzo, todos los lunes han sido llamados negros por los desplomes registrados, y cientos de empresas ven cómo merma su valor en las bolsas con daños particulares para los sectores del turismo y la aviación.

El perjuicio más doloroso, no obstante, es aquel que vaticina la pérdida de millones de empleos en todo el orbe debido a la diminución de la actividad productiva.

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) reveló, en fechas recientes, que la crisis económica y laboral provocada por la pandemia podría destruir hasta 25 millones de empleos.

Asimismo, la OIT advirtió que esta situación impactará sobre todo en las personas con trabajos mal pagados, en particular los jóvenes, los adultos mayores, las mujeres y los migrantes.