Siguenos en:
Miércoles
 18 de Septiembre de 2019
Dia 7
'En Latinoamérica hay una idea de 'neo-monarquía'
Opinión. Según el presidente de la Cámara Baja uruguaya, Gerardo Amarilla, la postulación de Evo Morales a las elecciones de este año va en contra de la misma CPE.
Domingo,  25 de Agosto, 2019
-En-Latinoamerica-hay-una-idea-de--neo-monarquia-

Para Gerardo Amarilla, presidente de la Cámara de Diputados de Uruguay, no solo en Bolivia sino en varios países de Latinoamérica hay una idea de neo-monarquía, que se refleja en sectores, partidos y personas que intentan permanecer en el gobierno de manera indefinida. El político uruguayo, el jueves pasado, participó del II Foro Internacional de la Universidad Evangélica Boliviana (UEB), denominado Comunicación, Poder y Nuevas Tecnologías, con el tema la política es con comunicación. No obstante brindó una serie de charlas y conferencias en medios de comunicación e instituciones como el Colegio de Abogados, donde trató temas como la responsabilidad social de los políticos.  

P. ¿Cómo ve la situación política de Bolivia?
G.A.:  Es una situación 'movediza', con respecto a las elecciones de este año. Un poco complicadas por lo que fue el referéndum  (en su momento), lo que establece la Constitución Política y lo es este proceso electoral, que yo veo (personalmente) preocupante las ansias por permanecer en el poder y la falta de alternancia de personas y partidos. Sin embargo, considero que  es un mal que es América Latina hace algunas décadas, en algunos países con más fuerzas que en otros. Es una idea de una 'neo monarquía', donde -lamentablemente – algunos sectores, algunos partidos, algunas personas intentan permanecer en el gobierno indefinidamente. Eso esta mal para cualquier régimen político, pero fundamentalmente para la democracia.

P. El caso específico de Evo Morales, ¿qué opinión le merece?
G. A.:  Sin necesidad de hablar del fondo del asunto y las decisiones políticas ni cuestionar la afinidad política. Nosotros observamos (desde Uruguay) claramente la reforma constitucional que tuvo Bolivia hace algunos años y aparentemente este proceso electoral estaría – de alguna manera – colidiendo. En otras palabras, no estaría respetando de forma estricta lo que dice la reforma Constitucional permitiendo la postulación, la reelección de forma indefinida. Es por ello que considero que es un tema, que por lo menos merece una observación desde el exterior y los organismos internacionales, porque de alguna manera afecta al funcionamiento de la democracia. Tal vez ninguna democracia en el mundo funcione plenamente, pero este caso hay un tema que llama la atención, porque también hay actores políticos de Bolivia que reclaman de forma externa a su país esta decisión del presidente Morales de presentarse a la reelección. 

P. ¿Cuál es su análisis respecto a los opositores en Bolivia?
G. A.:  Ha pasado, históricamente, en los países donde hay partidos o regímenes que han estado mucho tiempo en el poder. La situación es más o menos así: hasta que no surja una alternativa clara, visible, con apoyo que logre despertar a la opinión pública con un discurso llamativo, con un programa interesante, la gente resuelve: 'más vale viejo conocido que bueno por conocer'. La ciudadanía dice esto ya está conocido y funciona, más allá de los cuestionamientos, que es un tema importante porque muchas veces los políticos creen que todo está entorno al ambiente político, le preocupa el parlamento, los partidos o el funcionamiento. Pero, en realidad, a la gente le preocupa otra cosa, como el empleo, la educación, la salud, las carreteras, las viviendas, la seguridad pública, las drogas. Si el gobierno va resolviendo más o menos esos asuntos, me parece que la gente cree que no tiene motivos para cambiarlos. La población está inmersa en su día cotidiano y los problemas que le afecta en  primer lugar son los más cercanos a ella, en segundo lugar le preocupa el gobierno por los políticos, en tercer lugar el problema de los mares, entre otros. 
Tal vez lo que hay aquí pasa (con la oposición) es que no encuentra el punto clave de cómo vincularse directamente con la ciudadanía, con la gente que es a quien tiene que enamorar, conquistar si quiere ser una alternativa para el gobierno de Morales.

P. ¿En qué basa su conferencia política con comunicación?
G. A.:  Yo me cuestiono, ¿podemos tener política sin comunicación? O ¿podemos tener una buena comunicación sin una actividad política que comprenda libertades públicas y democracia? Hay que tener en cuenta que estamos asistiendo a una transformación de los medios de comunicación, pero no solo los tradicionales, sino los de hoy que son más amplios (internet). ¿Hay una transformación de la política? ¿Se viene transformando el sistema de gobierno que la gente elige? Si hay transformación de los medios y la política ¿estamos siendo testigos de una transformación de la sociedad? ¿Estamos viendo lo que están pensando y cómo se están comunicación las nuevas y futuras generaciones? ¿Cómo llegamos con un mensaje a ellos? Eso es una figura grande y una responsabilidad para los políticos como para los medios. Si no comunicamos bien no somos entendidos ni comprendidos y si eso pasa, la gente comienza a vivir al margen de nosotros, al margen de los medios y los políticos. No quieren nada que ver con ellos. Eso genera una situación de transformación que daría paso a otro sistema, pero que tal vez no reconectamos los políticos a través de los medios, quizá tengamos (en algunos años) otro régimen que no sabemos qué es. Será un gobierno mundial de corporaciones, será un gobierno mundial de franquicias, no se. Es un tema que da para pensar. O demostramos que somos fieles representantes de los ciudadanos con la capacidad para resolver sus problemas o tal vez la gente nos cambie. 

Lourdes Molina Rea lmolina@eldia.com.bo
Notas Relacionadas
©2016 Diario El Día Santa Cruz - Bolivia, Dirección: Av. Cristo Redentor, KM 7 zona ”El Remanso” - Teléfono piloto: 3-434040 Fax Comercial y Publicidad. 3-434781 - Fax Redacción 3-434041 - email: eldia@eldia.com.bo  |  Acerca de El Día